31.3.10
escrito por Nicolás Igarzábal a las 4:31 p. m.
El Megaupload está hablando del faaaaso

(otro aporte para el blog Fumado)
 
29.3.10
escrito por Nicolás Igarzábal a las 12:59 a. m.
¡Últimos días! CONCURSO PAINT: primero hicimos con tapas de discos, después con fotos de músicos, y la consigna para este año es con LOGOS de bandas famosas (como el de acá arriba, por ejemplo).

Instrucciones para participar:

1) Se pueden mandar hasta 3 logos por persona (en JPG, TIF, BMP, ABL, HDP, etc).

2) Hay que enviar el material a concursoespiriturock@gmail.com (con nombre, apellido, dirección de blog, etc). Los logos más divertidos van a ser publicados más adelante.

3) Queda tiempo hasta el 31 de marzo de 2010 (porque al otro día arranca Semana Santa y hay que rajar).

4) La imagen de arriba es un aporte de Ramona, capa del blog Waska (Q.E.P.D).

 
25.3.10
escrito por Nicolás Igarzábal a las 11:54 p. m.
Iba a escribir una opinión sobre la pseudo-polémica entre Fito Páez y Ricardo Arjona (¿sale Enemigos Íntimos 2?)... pero encontré el Facebook del doble de Rodolfo, el clon que posa en la tapa inentendible de Confía y no puedo parar de reirme:

(¿Y Tim Burton qué?)
 
23.3.10
escrito por Nicolás Igarzábal a las 3:53 a. m.
Hay que admitirlo, aunque duela: el pelirrojo demacrado que estuvo cantando ayer en Vélez, que bordea los 50 años, que se cambiaba de vestuario cada dos segundos, no es el mismo que nos visitó en el '92, y en el '93, en plena gunsmanía menemista (¿Se acuerdan de "Los forajidos"?). Esto se asemeja más una imitación burda, una banda tributo de sí misma, como esos de Mitos Argentinos o Saint's Bar, pero con una puesta en escena monumental.

El caso incluso se podría comparar con los shows de Queen y The Doors de los últimos años (también en Vélez), pero a la inversa: uno querría ver a Freddie Mercury o Jim Morrison, pero tenía que conformarse con el resto de la banda; acá, tenemos a su frontman original y hay que hacer un ejercicio mental para no extrañar a Slash, Gilby Clarke e Izzy Stradlin, la formación clásica de los GNR. La versión siglo XXI del grupo ofrece tres guitarristas, que por más que se calcen una galera glam o se pongan la Les Paul en la entrepierna, con pose de guitar hero, nunca les van a crecer rulos.

Los temas de Chinese Democracy (2008) sonaban demoledores en vivo, pero no prendían en el público. La gente estaba expectante igual, después de haberse fumado a Sebastian Bach y su demagogia al palo ("I remember you, Argentina! Ti amo, Argentina!") y la inexplicable combinación de La Mancha de Rolando y Massacre como teloneros. El show de verdad arrancó con "Welcome to the Jungle". Florecían algunas banderas en el campo ("Thank you for the returning", decía una arrojada a los músicos), un par de bengalas de humo y varias remeras de Charles Manson (recordar el cover suyo que grabaron en The Spaghetti Incident?). Desde la popular, cantaban: "Nooo se escuchaaa, nooo se escuchaaaa".

Axl corría de una pasarela a la otra (el escenario tenía más pirotecnia que la casa de Eduardo Vázquez) y presentaba las mañas de siempre, las que tanto les gustan a las chicas, como el pasito para atrás, los giros sobre sí mismo y el serpenteo con la cintura. En los hitazos de Appetite For Destruction la descosía, pero en otras canciones menos queribles su voz dejaba mucho que desear. Hubo dos momentos que se puso la gorra -aparte de la de cowboy- y amenazó con cortar el concierto si le seguían tirando objetos voladores sí identificados ("No queremos que nadie salga lastimado"). Escucharlo al traductor de Axl hablándole al público era desopilante, digno de un sketch de Capusotto.

El guitarrista Richard Fortus (¿Ricardo Fort?) soleó antes de "Live and Let Die", DJ Ashba (más conocido como "el nuevo") se despachó con la intro de "Sweet Child O'Mine" y el estadio se cayó a pedazos. Después, Axl se sentó al piano para "November Rain" (otro momento emotivo) y Bumblefoot Thal entretuvo a la gente -o algo así- con la música de La Pantera Rosa ¿Más covers? "Knockin' on Heaven's Door" (punto cúlmine del show), "Another Brick in the Wall" y "Whole Lotta Rosie" de AC/DC, bien arriba. Despedida definitiva, a modo de bis: "Paradise City". Porque California siempre estuvo cerca. A la salida, los choripanes se agotaban, los taxis se apiñaban frente al Carrefour, la televisión hablaba de los (spaghetti) incidentes en la puerta con la policía y el recuerdo de Viejas Locas daba vueltas por Juan B. Justo. En Liniers, todo sigue igual (de mal).
 
17.3.10
escrito por Nicolás Igarzábal a las 7:16 p. m.
Primero iba a hacerse en River, después se pasó a Vélez. Acá, 10 opciones más para el show de los Guns'N'Roses en Argentina, en caso de que se tenga que volver a trasladar por quejas de los vecinos:

1) Luna Park: 34 conciertos en el Palacio de los Deportes, tratando de superar el récord de Ricardo Arjona. Invitado: Andrés Calamaro en "Paradise City".

2) Boca Juniors: dos únicos shows en La Bombonera, con Sabina como telonero.

3) Konex: ciclo todos los lunes del año, versionando "Welcome to the Jungle" y "Sweet Child O'Mine" con La Bomba de Tiempo.

4) Sitio Plasma: todos los fines de semana, de acá hasta octubre, junto a Prietto viaja al Cosmos con Mariano, Shaman y El Toro Salvaje.

5) CBGB: una serie de presentaciones en el local de la calle Bartolomé Mitre. Teloneros: Marky Ramone, Expulsados, Monchones, Afectados, Ramonos y cualquier otra banda que aparezca posando frente a una pared de ladrillos en su primer disco.

6) Asbury Rock: una única funcion, aparición sorpresa, entre un show de Tren Loco y uno de Mastifal. Tocan todo Chinese Democracy y cierran con "Gil trabajador" de Hermética.

7) Zaguán (ZAS): ciclos de 30 sábados seguidos, a eso de las 2 am, con Fútbol como grupo soporte y El Nene pelando la poronga en vivo.

8) República Cromañón: seis shows, uno por cada disco de estudio. Como ritual antes de cada concierto, Axl Rose sale al escenario y pregunta: "Are you going to behave yourself?".

9) Hangar: reapertura del recordado local de Liniers, sólo para que los Guns puedan hacer unas 78 funciones ahí. En la primera, los fanáticos se suben al escenario y se roban la batería.

10) Salón Pueyrredón: todos los fines de semana, con barra libre toda la noche. Show secreto en una fecha encabezada por Superuva, 2 Minutos y Cadena Perpetua.
 
15.3.10
escrito por Nicolás Igarzábal a las 2:04 a. m.
(Continúa de esta nota en el Suple Sí!)

Entonces Diego Arnedo explica: "Para nosotros el disco es ese molino" y señala la gigantografía con la tapa del nuevo disco. "Esperemos que salga agua y los refresque", remata. La portada muestra a un par de figuras a los pies de un molino de viento, por si alguno tenía dudas de que los líderes de la banda siempre fueron -y serán- dos hombres (power-dúo).

Es miércoles, es 10 de marzo, es el cumpleaños de Pappo (60 pirulos, donde quieras que estés). El Roxy Bar está lleno de músicos, amigotes, managers, cholulos, fanas camuflados (que intentan cantar "Escucheló, escucheló, escucheló", pero nadie se copa), prenseros, fotógrafos y periodistas. Un ambiente curioso para una banda argentina con temas ariscos como ¿De qué diario sos? o Paraguay ("Siento la birome sobre mí / del periodista que se muere por tocar").

Alguien pone PLAY y comienza a sonar Amapola del '66 (año de clásicos rockeros como Revolver, Blonde on blonde o Pet Sounds), a modo de avant premiere. La gente conversa, repasa las letras, toma notas o simplemente para las orejas, mientras clava la mirada en algún punto fijo. Hay algunos temas ya conocidos, taringueados hasta el cansancio, como Muerto a Laburar o Jujuy. Asoman las primeras canciones, con metáforas de luthier: "No ecualicés tu corazón" (Hombre en U), "Realidad irreal, ¿Dónde está el pedal que lleva a la distorsión?" (Caminando) y "¿Qué bafle no te entra?" (Mantecoso). Por momentos parece que Mollo tuviera un romance secreto con su amplificador Marshall. También podríamos decir que Caminando comparte título con El Otro Yo, y Senderos, con Las Pelotas, pero eso ya es otro asunto.

La gente va entrando en clima en el Roxy, mientras el grupo debe estar espiando todo desde afuera, ansioso, como Mel Gibson en el capítulo de Los Simpson. Pettinato charla con Claudio Kleiman sobre The Who. Pablo Mileo y Pedro Irigoyen hablan de botánica y arreglan para ir a Franz Ferdinand. Alfredo Rosso se mira en las pantallas, con imágenes del DVD que lo muestran entrevistando a la banda, como si fuera un espejo. Y Tom Lupo tiene una camisa más discreta que la que usaba en su programa 2002 Neo Sonido, en 1988, cuando le preguntaba a Mollo: "¿Che, qué esperás?", para presentar la famosa canción, y el guitarrista, descolocado, respondía: "¿Qué espero de qué?".

Recorriendo las letras del disco nuevo, saltan varias críticas al rock, al lucro cesante de Luca y al boludeo de los ringtones (para seguir con la idea de "Besos por celular", como en Spaghetti del rock). El disco toma vuelo y no baja hasta el track 6 -La Flor Azul- con aportes de Peteco Carabajal, único invitado del álbum. El CD vuelve a cobrar fuerza con Boyar Nocturno y Perro Funk (en el medio, Arnedo entona Avanzando retroceden).

Los bajos del Cóndor retumban en el piso del lugar, la bata de Catriel le parte el coco a más de uno (provoca comentarios del tipo: "¡Es una bestia!") y los solos de Mollo te recuerdan que tenés que bajarte Valleys Of Neptune urgentemente. Amapola del '66 es un disco al repalazo, bien Divididos. Un digno sucesor de Vengo del placard del otro, tras ocho años de compilados en las bateas, y un firme candidato para el compilado A ver si la ponés con esto de Capusotto. O al menos eso parece la primera vez que lo escuchás.
 
10.3.10
escrito por Nicolás Igarzábal a las 1:28 p. m.
PRESENTA: LOMITOS ARGENTINOS

HOY: LA REVOLUCIÓN DE MAYO


La Historia Argentina está plagada de mitos. Muchos creen que la agitación revolucionaria de 1810 fue incentivada por la noticia del encarcelamiento del rey Fernando VII, en España, tras la batalla con Napoleón Bonaparte. En realidad, la verdadera causa, el verdadero detonante fueron las medidas autoritarias del virrey Cisneros, que quería imponer la música de Enrique Bunbury, Joaquín Sabina, Ismael Serrano y David Bisbal en todo el continente americano. “El pueblo quiere elegir a sus propios ídolos, no queremos que nos contaminen con cantantes realistas que no nos representan”, clamaba la gente en la Plaza de la Victoria, actual Plaza de Mayo, alentada por Cornelio Saavedra, el jefe del regimiento de Patricios Fontanets (1).

Tras varias reuniones y partidos de Winning Eleven en la casa de Nicolás Rodríguez Peña, se propuso deponer al virrey de turno y llamar a un Cabildo Abierto, donde cada uno pudiera optar por sus propias bandas de rock. Finalmente, la gente se congregó en la plaza, mientras French y Beruti repartían escarapelas rojas, amarillas y verdes, en plan reggae, y algunos pins de El Otro Yo y Fun People. Aunque, según otros historiadores más revisionistas (2), eran una dupla de punteros políticos, que sacaban micros para seguir a La Renga y al Indio Solari por todo el país.

En la mañana del 25 de mayo de 1810, bajo una lluvia torrencial, a lo Woodstock, una multitud inició cánticos enfervorizados, como: “Pan y vino, pan y vino, el que no grita Saavedra para qué carajo vino” y “Borombombom, borombombom, el que no salta es español”. Así, entre la euforia y el pogo revolucionario, se formó la Primera Junta de gobierno, a pasitos del subte, con representantes del rock, el punk, el pop, el metal y el reggae, que terminaron los festejos haciendo mosh arriba de la gente.

Como primera acción, Mariano Moreno fundó un periódico de tirada nacional (el 7 de junio de 1810) y organizó el festival La Gazeta Rock, auspiciado por la jabonería Vieytes. Fueron tres noches consecutivas frente al Cabildo, con grupos como Los Rivadavias de Ricota, Beruti Vergarabat, La Máquina de hacer Cisneros, Los Castellis Paranoicos, Viamonte Rabioso, Los Sarrateas de la Quema, Los Azcuénagas de la Nada y Todos Tus Morenos. Estos últimos cobrarían gran relevancia en los años posteriores, por su tema “Trece”, en contra de la famosa Asamblea de ese año.

Pese al rechazo de los unitarios, Moreno mostró una impronta federal y trasladó el festival a varias ciudades del interior, como Santa Fe, Entre Ríos y Salta del Tucumán, pero presenció una fuerte resistencia en Córdoba, por un grupo de hacendados liderados por Don José Antonio Palazzo, que lo vencieron en combate y lo obligaron a retirarse de la zona. “Ningún porteño afrancesado con nombre de colegio nos va a venir a imponer su música revolucionaria de hondo contenido social”, se pronunció el caudillo cordobés (3).

Moreno, además, se enfrentó a la facción saavedrista, al no incluir a Don Cornelio y La Zona en el circuito de festivales. Finalmente, fue encomendado a una misión diplomática en Gran Bretaña, supuestamente para traer a los Rolling Stones a nuestro país, pero murió envenenado durante el transcurso del viaje, dentro del barco que lo transportaba. Su cuerpo fue arrojado al mar, envuelto en una bandera inglesa, tendencia que, siglos más tarde, adoptarían los Who en su país natal.

Por Felipe Ñapi

Foto: Julieta Gutierrez

(1) “Historia argentina brishante y de colorex”, de M. F. Aldana (Ediciones Besótico, Temperley, 1997)

(2) “La Argentina del cosmos del fuego a la lúcuma eterna”, de L. A. Spinetta (Editorial La Diosa Salvaje, Bajo Belgrano, 1993).

(3) “La Revolución de Mayo: una historia de sacrificio y rocanrol”, de R. Cerezo (Ediciones PR, Buenos Aires, 2004).
 
8.3.10
escrito por Nicolás Igarzábal a las 2:56 p. m.






(¿Es necesario que sigan haciendo estas gansadas siempre?)
 
3.3.10
escrito por Nicolás Igarzábal a las 12:03 a. m.

Por tercer año consecutivo, llega el CONCURSO PAINT. Ya hicimos con tapas de discos, con fotos de músicos, y la consigna ahora es con logos de bandas famosas. Así que, a tomarse la pastilla contra el Parkinson, y a dibujar!

Instrucciones cortitas y al pie:

1) Se pueden mandar hasta 3 logos por persona (en JPG, JPEG, TIF, BMP, ABL, etc).

2) Hay tiempo hasta el 31 de marzo de 2010.

3) Enviar el material a concursoespiriturock@gmail.com (con nombre y apellido, y todo ese tipo de datos que después le pasaré a la CIA). Los más bizarros, los más divertidos, van a ser publicados después.

4) Las imágenes de acá arriba, y la de abajo, son gentileza de Clara (primer aporte paintero para el concurso)


 
1.3.10
escrito por Nicolás Igarzábal a las 3:26 a. m.


Alguien que les avise a los muchachos de Coldplay,

que si quieren homenajear a la cultura latinoamericana,

"Don Quijote" no es una figura que nos represente demasiado.

(Y acá entre nos, ¿No es un choreo al Boss el tema?)